Etiquetas

1984 (1) 1988 (1) 1991 (1) 2013 (1) 2014 (26) 2015 (8) 2016 (6) 2017 (85) 2018 (16) acrosticos (17) Álvaro (1) colaboración (2) diciembre (24) Haiku (11) hokku (1) lira (2) microcuentos (26) Mondô (1) noviembre (9) poesia (53) poesía (27) prosa-poética (2) relato (1) Senryu (1) soneto (1) tanka (1)

¿Que es Entre Palabras?

Este es un espacio donde poner todas las palabras que se agolpan en mi cabeza, en forma, de poemas, pensamientos, reflexiones... Soy Hortensia Márquez Chapa, bienvenido/a.¡¡¡

sábado, 20 de enero de 2018

Noche de luna (@horten67 & @AljndroPoetry)

La blanca luna
lunar del firmamento
brilla brillante,
opaca estrellas y astros
mientras canta a la noche.

Broche nocturno
prendido en este manto
luz azabache,
tu reflejo en el río
tiñe de blanco y plata.



 somonkapoesía japonesa


Poema en colaboración con mi compañero de letras en http://poemame.com/  AljndroPoetry 
@horten67 & @AljndroPoetry



¿Dónde se guarda el tiempo del tiempo? (@MiguelAdame y @horten67)

Como caballo loco que galopa
sin sentido ni dirección
el tiempo corre inexorable,
dejando migajas de espera
a lo largo de un camino
hermoso en ocasiones y
duro y hostil en otras.

El tiempo es nuestra presa
lo tenemos cautivo con una vida
que se evapora en un segundo
displicente y tímido
porque lo único seguro que sabe
es que va a morir,
frágil y efímero casi siempre
oscuro y triste otras tantas.

La vida es un recuerdo perdido en historias
que tejen el mismísimo infinito
una y otra vez solo lloran
por los instantes que se alejan
dejando todo atrás.

Guardián de tesoros de humo
que se evaporan con solo tocarlos
con la mirada ancestral.
¿Dónde se guarda el tiempo del tiempo?
se guarda en una vida que no es vacía
porque la alimentas con caricias
que resguardan la esencia de los besos
robados a la muerte.

Cajón de recuerdos imborrables
de instantes que apenas fueron algo,
ni si quiera tiene manos
pero su huella es indeleble
al acumular sus tesoros
en el ego de los pensamientos,
tal vez por eso durarán para siempre
en nuestra memoria
dejando marchitar a el cuerpo
con el paso del tiempo.

Al final la vida no es más
que porciones de tiempo
que vamos aderezando
con mejor o peor suerte
editando recuerdos
que se repiten conscientes
de su tic-tac constante y monótono.

Como un réquiem que nos recuerda
los pasos que dimos
nos queda soñar en un tiempo
y una vida que se agota
en las aguas de los sentimientos.

Sentimientos compartidos
por un mismo momento,
somos enlaces que se cruzan
en un universo colosal
por la puerta del tiempo,
en esta vida recogeremos siempre
las migajas de una espera
que nos paga tiempo con el tiempo.



Poema en colaboración con mi compañero de letras en http://poemame.com/ Miguel Adame
@MiguelAdame y @horten67


jueves, 18 de enero de 2018

Niño

A penas si has empezado a andar
y ya has vivido más vida
de la que deberías.
Con tus manos vacías de juguetes
y repletas de miedos.

A penas si caminas,
y ya tienes pies cansados
de huir, de corres y marchar
lejos del cachito de mundo
que te vio nacer.

A penas si sabes hablar
y ya escuchas idiomas
y voces que te son ajenas,
que te son extrañas.
Vocablos nuevos y raros.

A penas si has vivido
y ya tus ojos cuentan
una historia larga y triste.
Dolor y pena, y llanto.
La vida no te ha dejado vivir en paz,
y aquí estás,
comenzando de nuevo.



Concursorefugio en Poémame.com

martes, 16 de enero de 2018

De corcho.

Y de pronto no supe por qué
la piel se me hizo corcho.
Absorbiendo  las nubes de miedo
y empapándome de ella.

Las arrugas de papeles muertos
se pliegan en olor de vacío
y de mugre ensangrentada,
por odios viscerales ancestrales
y agónicamente absurdos.

Sospecho que este desasosiego,
es un lapsus de tiempo-pesadilla,
que se divierte a mi costa
y a mi cordura.

Los espasmos de las sombras
que habitan en los rincones
de esta mediocre estancia,
dibujan figuras fantasmales
que se proyectan
sobre la comisura de mis labios
y el rabillo de mis ojos.

lunes, 15 de enero de 2018

Beso, caricia y frío.

Sobre la frente un beso.
En la mano, una caricia.
Tras los ojos, frío.

No sé dónde se quedaron
todos los simbolismos
de fuego en las ganas.

Se perdieron tras
un trago de hastío
y un pedazo de siempre.

Se ocultaron en cajones
de escritorios baratos,
llenos de falsas verdades.

Te extrañé antes de irte
y te perdí antes de buscarte.

Beso, caricia y frío.

Haikus

Árboles altos
al camino del río.
Sombras refrescan.

------------------------

Luz recorriendo
el camino en la tarde.
Otro crepúsculo. 

-----------------------


Lo que no ves (Mondô)

¿Por qué no ves
cuando sí estamos juntos
aunque sé que me miras?

Porque tus ojos
saben ver lo que tu alma
puede y quiere sentir.

viernes, 12 de enero de 2018

De ti para mí, y de mí para ti (Álvaro + Horten67)

(De Álvaro para mí)
Créeme que aunque haya partido el tren,
y tu pequeño pañuelo esté ya volando.
Créeme que me sentaré en el viejo banco,
esta vez, atento al reloj.
¿Cómo no escuche el rechinar de maderas?
¿Tan sordo estaba?
Torno entonces de estar ciego, de lo que no veo.
Toso por el negro humo.
Los resquicios del tiempo perdido 
que contaminan mis pulmones.
Un olor acostumbrado.

  
(De mí para Álvaro)
Mi niño grande de sensibilidad enorme,
cuan certeras las palabras de tu poema.
Se me pone una nube en los ojos
siempre que lo leo.
Tienes alma limpia, y mente clara.
Tú. Tan tú. Tan tuyo.
Tan sin dobleces, tan sin maldad.
Mi hombre de hombros anchos,
de mirada serena, de melena larga.
Poeta del dibujo y rey de tu mundo interior.
Tú. Tan tú. Tan yo algunas veces.
Tan tú, siempre.

Sin luz

Antes del alba,
cuando los negros presagios
son casi tangibles.
Cuando los manos yertas
de los sueños muertos y matados,
se agarran al último aliento
de las posibles vidas.

Cuando la luz se proyecta
en oblicuo y alargado,
atrapando en su camino
vanidades y otros desajustes.

Cuando el frío del frío
se instala en la nevera-corazón
y el alma-nívea.
En la antesala del llanto,
y en la pos-sala del miedo.

Antes del alba,
tiritando,
plegando en oscuro,

ovillo de hilo en grito.

miércoles, 10 de enero de 2018

No cambies nunca esa mirada.

Como sacada de un cuento;
la vida que veo a través  de tus ojos.
Con luz propia y cristal nítido.
Como  una suerte
de locura sana
y cordura alocada.
Como quimera y sueño.

No cambies nunca esa mirada.

Que tus ojos sigan
este curso de la vida que has comenzado,
con mirada propia,
con sentido propio
y propios los anhelos.

Con sonrisa ancha,
y discurso alegre.
Mirada cálida,
y lluvia que limpia.


No cambies nunca esa mirada.

 (a Diego)


martes, 9 de enero de 2018

De cero

Con el miedo en los ojos
y el alma en un puño.
Dejando tras de si
parte de su vida.

Camino incierto,
miradas nuevas,
rostros ajenos.
Empezando de cero.

Frío fuera y frío dentro.
Buscando una mano amiga.
Apoyo.
Refugio.

Los abuelos se fueron,
buscando otros soles,
en tiempos de miedo y hambre.
Ahora son nuestras calles
las que reciben pies cansados
y rostros de hambre y miedo.

Con el miedo en los ojos
y el corazón en un puño.
Poner una sonrisa
en sus labios, en sus manos
y en su futuro.
(concursorefugio poemame.com)

domingo, 7 de enero de 2018

Haiku (nieve) (2)

Manto que cubre,
animales en blanco.
Estampa nívea.
-----------------------

Árboles blancos,
nubes de cielo gris.
Frío invernal.



sábado, 6 de enero de 2018

Convénceme.

Convénceme.
No creo casi en nada,
la vida tan transgresora y
mentirosa compulsiva,
ha transformado mi psique.
No me creo las risas,
ni los ánimos,
ni los buenos deseos.

Convénceme.
De que nada es tan negro
como el cristal con el que miro.
Que hay luz en este túnel
largo y frío de fin sin fin.
Que puedo encontrar
un trébol de cuatro hojas
en un mar de arena.

Convénceme.
Que lavaremos la cara sucia
de los que gritan verdades falsas.
Que la mañana será de luz blanca
y las noches de luz pura.
Convénceme y de paso

convéncete. 

miércoles, 3 de enero de 2018

En Esencia

Hoy tengo que hablarte claro:
deja la autocompasión,
no sirve ni para limpiarte las heridas.
No eres ni tan poco como crees,
ni tanto como quieres que crean.
En esencia no eres más que huesos
con perfume de caricias.

Sabes que puedes despegar,
y encumbrarte,
y regalarte una caricia
y un abrazo con carmín de sueños.
Y aunque en esencia sólo seas piel,
esta se escribe con tus triunfos,
tus miedos y también autorreproches.
Deja de arañar con los alfileres
que te lanzas cuando caes.

Tienes alma de poeta,
y sonrisa de niña cuando miras
con los ojos precisos para ver
más allá de paredes que levantamos.
En esencia no eres más que el aire
que respiras y que te respiran
aquellos que te orbitan.


En esencia eres la esencia de un poeta que se derrama y despliega para llegar a los rincones de los que quieren conocer y sentir tu esencia, aunque todo esto se lo diga al espejo.

lunes, 1 de enero de 2018

Arráncate el corazón de hielo

Y si quieres comenzar un año nuevo,
que sea nuevo de verdad.
Que los mal usados
se queden en el olvido.

Arráncate el corazón de hielo
y préndete con hilo de seda
uno nuevo y cálido.

Abre ventanas y lanza caricias
que el viento las reparta
para los que no tienen
y no encuentran.

Arráncate el corazón de hielo
y píntate uno rojo de pasiones.

Cálzate los zapatos de alegría 
y busca campos de abrazos
para saltar con ellos.

Arráncate el corazón de hielo
y comienza de verdad un año nuevo.